martes, 19 de noviembre de 2013

Todo parecía indicar que el genio noruego Magnus Carlsen no llegaría a tiempo para el comienzo de la octava partida, y que el monarca, el indio Viswanathan Anand, ganaría su primer juego por no presentación, lo cual sin dudas le daría un sabor distinto al Campeonato mundial de ajedrez, que se disputa en la ciudad india de Chennai.

Todos estaban nerviosos y algunos seguidores del campeón no podían ocultar su alegría, ante la posibilidad de que Carlsen perdiera por incomparecencia, cuando 18 segundos antes, solo 18 segundos antes de la hora señalada, el niño escandinavo, de solo 22 años, aparecía con su pelo rubio como un vikingo y su sonrisa enigmática, para sentarse frente a su adversario y conducir las piezas blancas con una apertura Ruy López, y manejar sus piezas de manera magistral dentro de los 64 escaques.

Algunos piensan que fue una maniobra sicológica del retador, al estilo del mítico Robert Fischer, para sacar de paso al campeón; otros dicen que fue un retraso involuntario. Lo cierto es que el Genio se sentó como si nada, adelantó su peón cuatro rey y comenzó su partida de forma sólida, sin arriesgar nada, pero sin permitir nada tampoco, y como Anand no se tiró a fondo para luchar por una victoria imprescindible, pues llegó el armisticio en la jugada 33 de una Defensa Berlinesa planteada por el monarca.

Antes, en la jugada 20, la computadora Houdini otorgaba a las blancas una mínima ventaja de 0.07 puntos, pero Carlsen optó por simplificar el juego al cambiar las piezas mayores y pactar las tablas.

Total, él no está apurado, y tal parece que su decisión estaba tomada de antemano: mantener la ventaja y no arriesgar nada, porque solo necesita un punto y medio para subir al trono, demostrar el porqué es el mejor del mundo y embolsillarse el 60 por ciento del millón de euros que premia el Campeonato.

Así, el noruego se acerca al título mundial de ajedrez, cuando todo parece decidido, y a pesar de que ambos contendientes jugaron de manera sólida, 

Carlsen mostró su juego elegante, pensado, inmaculado, para mantener la ventaja de dos puntos sobre el campeón Anand, quien para retener su corona tendría que ganar tres de las cuatro partidas que restan o por lo menos ganar dos y lograr dos tablas para ir a la muerte súbita ante un empate de seis puntos.

Eso, en opinión de los especialistas no es imposible, pero sí muy difícil y probable de lograr ante el mejor jugador del mundo, con un Elo extraordinario y prácticamente inigualable de dos mil 870 puntos, y por la forma sólida que juega el niño noruego, a quien muchos califican como una máquina con muy poco margen de error.

Ahora el tiempo se acorta para Anand, de 43 años, un campeón de lujo, que ha defendido su corona cuatro veces de forma consecutiva, y siempre ha salido ileso; pero ahora las cosas son distintas, porque el retador es distinto. 

Mañana será jornada de asueto, y el jueves se disputará la novena partida, con Anand en poder de las piezas blancas.

Posición final de la octava partida.




Partida íntegra:
1. e4 e5 2. Nf3 Nc6 3. Bb5 Nf6 4. O-O Nxe4 5. Re1 Nd6 6. Nxe5 Be7 7. Bf1 Nxe5 8. Rxe5 O-O 9. d4 Bf6 10. Re1 Re8 11. c3 Rxe1 12. Qxe1 Ne8 13. Bf4 d5 14. Bd3 g6 15. Nd2 Ng7 16. Qe2 c6 17. Re1 Bf5 18. Bxf5 Nxf5 19. Nf3 Ng7 20. Be5 Ne6 21. Bxf6 Qxf6 22. Ne5 Re8 23. Ng4 Qd8 24. Qe5 Ng7 25. Qxe8+ Nxe8 26. Rxe8+ Qxe8 27. Nf6+ Kf8 28. Nxe8 Kxe8 29. f4 f5 30. Kf2 b5 31. b4 Kf7 32. h3 h6 33. h4 h5

0 comentarios:

Publicar un comentario

Desde mi orilla

Este es mi espacio personal para el diálogo con personas de buena voluntad de todo el mundo. No soy dueño de la verdad, sino defensor de ella. Vivo en un país libre y siento orgullo de ser cubano.
Con la tecnología de Blogger.

Followers

Páginas vistas en total

Ads 468x60px

Featured Posts

Entradas populares